Firmas en Feria del Libro de Madrid

By : Nariel Springfield


¡Hola cerecitas!

Los que me seguís en twitter y facebook ya lo sabréis, pero mañana viernes empieza la feria del libro de Madrid... ¡Y yo estaré allí firmando! Hace unos días salió la antología romántica Venus, de la editorial Nowevolution, donde colaboro con un bonito relato que espero que os guste, y con motivo de su salida, tanto Laura Morales como yo estaremos firmandoos a todos los que os paséis por la caseta. ¿Os animáis a venir?


Y para todos aquellos que no podáis ir a la feria, igualmente podéis haceros con vuestro ejemplar de la antología a través de la página web de la editorial, así que no tenéis excusa para haceros con ella y disfrutar de los once relatos que la componen. ¡Una delicia, de verdad!

¡Nos vemos en la Feria, cerecitas!

Autopublicación: Crowdfunding

By : Nariel Springfield


¡Hola cerecitas!

Vuelvo una semana más con vosotros para hablaros, esta vez, de otro modo de autopublicación que no nos dolerá tanto al bolsillo. En el anterior post os hablé de la alternativa que nos proponen tanto Amazon, gracias a Create Space, como Bubook con su plataforma de impresión bajo demanda. Hoy, para aquellos que no lo conozcáis ─o que nunca lo hayáis hecho─ vengo a hablaros sobre el crowdfunding. Es más trabajoso que la opción anterior, pero viene muy bien para aquellos autores que quieren dar algo más personalizado, ya que al tener que hacerlo todo ellos, pueden enviar los ejemplares firmados, acompañarlos de marcapáginas, etc. Y quizá algunos diréis... ¿Y qué es eso del crowdfunding? Bueno, pues si leéis hasta el final no solo sabréis lo que es sino que, además, tendréis en la palma de la mano las cosas que hay que tener en cuenta a la hora de hacer uno. ¡Vamos a ello!



¿Qué es el crowdfunding?

El crowdfunding es lo que antiguamente se llamaba mecenazgo. Quizá nos suene a algo muy antiguo, de allá por los tiempos de Miguel Ángel, Leonardo o Rafael, donde papas y nobles pagaban a los artistas grandes sumas de dinero por un retrato, una escultura o un monumento en honor a su muerte. Y sí, es más o menos lo mismo pero a pequeña escala.

En las plataformas de crowdfunding los autores exponen sus obras al público en busca de mecenas interesados en obtener su obra. Los mecenas aportan el dinero correspondiente a lo que quieran recibir, y si el proyecto sale adelante, en el tiempo que haya estimado el autor, dichos mecenas recibirán en su casa ─o en sus correos electrónicos en caso de ser algo digital─ la recompensa correspondiente. El autor ─o los autores─ del proyecto solo recibirán el dinero si alcanzan el objetivo impuesto, ya que se presupone que es el mínimo que necesitan para sacar adelante su trabajo, así que si no se alcanza ese mínimo, no se le retira el dinero aportado a los mecenas, como es lógico. Así que si alguna vez habéis querido aportar y os daba miedo esto, tranquilos, el dinero no se retira hasta que no acabe la campaña ─normalmente duran unos cuarenta días─ y solo se hará en caso de que se supere el mínimo.



Las dos páginas de crowdfunding que yo conozco y puedo recomendaros son verkami y lánzanos. He trabajado con la primera y la verdad es que es una empresa muy seria y que te ayuda mucho a la hora de perfeccionar tu campaña antes de ser lanzada, pero también conozco gente que ha sacado proyectos a través de la segunda y no han tenido ningún tipo de queja. Es cierto que, personalmente, el proceso de lánzanos me resulta más lento y pesado por eso de que la gente primero tiene que votar tu proyecto para que salga a crowdfunding y, después, si se consiguen los votos requeridos, el proyecto saldrá para que los mecenas tengan que apoyar. Pero eso es una opinión personal, ya digo, porque en cuanto a modo de financiación son muy similares.

¿Qué cosas tengo que tener en cuenta?

Cuando queramos sacar un proyecto a crowdfunding, antes de nada tenemos que pensar bien lo que vamos a hacer. Parece un poco lioso y un poco coñazo, pero voy a intentar explicarlo de la manera más breve y clara posible.

1. Tened muy claro vuestro producto y las recompensas que vais a dar. Si no sabéis muy bien qué hacer, podéis echar un ojo a otros crowdfunding. En el caso de libros o cómics no solo se ofrecen las recompensas del formato físico y digital, sino que se suelen añadir marcapáginas, originales, llaveros y muchas cosas más. La cosa es que os sentéis un rato a pensar, veáis qué cosas podéis sacar de vuestra obra que sean atractivas y a las que podáis sacar partido y configurar varias recompensas. Si por ejemplo queréis dar algún original ─en el caso de ilustraciones─ y solo tenéis uno o dos, no os preocupéis, hay una opción a la hora de hacer las recompensas en la que se puede elegir que sean limitadas. Y pensad recompensas extras o exclusivas por si superáis el mínimo. Marcad metas nuevas para que la gente se anime a aportar pese a haber llegado al mínimo.

2. Hacer el presupuesto. Esta parte es muy importante. Antes de lanzaros a la aventura, tenéis que saber exactamente cuánto dinero necesitáis. Como ya sabéis lo que vais a hacer y las recompensas que vais a dar, haced el presupuesto de los gastos. ¿Cuánto va a costar hacer una tirada de cien ejemplares, más cien llaveros, más cien marcapáginas? Preguntad, pedid presupuesto a imprentas, a tiendas que conozcáis y sumad todo. No solo penséis en la tirada mínima, sino que,por si acaso, pedid un presupuesto para una tirada superior (en vez de cien libros, por ejemplo, pedid para ciento cincuenta también por si se supera el mínimo y podéis permitíroslo)

Tenéis que pensar también si vais a pedir ISBN, lo cual habría que sumarlo, y además el IVA que se iría en impuestos. En serio, es muy importante tomárselo con calma y sacar todas las cuentas. No os olvidéis, por supuesto, de los gastos de envío tanto nacionales como internacionales. Una vez hecho, pensad que la plataforma se queda un porcentaje de lo que vosotros ganéis, así que también debéis calcular eso y añadirlo al mínimo. Pensad que ellos no solo os dejan la plataforma, sino que os ayudarán a que la campaña sea más atractiva.



3. Preparad el material. La publicidad es muy importante, y la parte visual más. Haced imágenes sobre la obra ─si tenéis la portada, subidla ya con el título, vuestro nombre etcétera como resultado final─, mostrad en imagen las recompensas que daréis e incluso podéis hacer un pequeño vídeo de promoción que puede servir también para promocionar la campaña en redes sociales. Como os digo, si tenéis dudas echad un ojo a otros proyectos vigentes en ambas páginas para tomar ideas.

4. Preparad los textos. Cuanto mejor explicado esté todo, mejor. A la hora de preparar la página del proyecto no solo tendréis que hablar de vuestra obra y de las recompensas, sino que también debéis hablar de las recompensas extras si se supera el mínimo ─y si esto afectará al aumento de la tirada─, a qué se destinará el dinero y los plazos de entrega de todo el material. Ordenad todo por puntos y sed lo más claros que podáis. De cara a los mecenas queda mucho más transparente y da mejor imagen.

5. ¡A presentar el proyecto! Pues sí, una vez con todos los puntos listos ─mejor hacerlo todo antes por si acaso─ ya podéis escribir a cualquiera de las dos páginas para ver si vuestro proyecto es viable. Leed bien lo que piden antes de nada y preparad bien la presentación de vuestro proyecto. Como es lógico, ellos os ayudaran y os dirán si hay alguna cosita que falta o que se puede mejorar antes de lanzar la campaña, pero si vais con todo esto bien preparado, será pan comido.

¿Y qué pasa después?

Después de que hayan aprobado vuestro proyecto, os darán una fecha de salida ─en el caso de verkami, como os he dicho lánzanos comienza con una votación pública─ y es cuando tocará hacer toda la publicidad posible a través de las redes sociales. Hay que conseguir mecenas, y para eso hay que ser muy activo. Podéis intentar hablar con blogs para que os ayuden un poco en la promoción, o compartirla en grupos y páginas de facebook que tengan que ver un poco con vuestra obra, por ejemplo, pero ya os digo que la mayor parte del trabajo vais a tener que hacerla vosotros en las redes sociales.

Y una vez conseguido el objetivo, nos tocará comenzar con la creación física de nuestro trabajo y después enviarlo a todos aquellos que nos hayan echado una manita para que el proyecto se hiciera realidad.

Para mí es una buena forma de conseguir sacar nuestra obra al mercado y hacerla mucho más personal que con KDP y Create Space, pero sí es verdad que nos permite hacer algo más personal y darle a nuestros seguidores y nuevos descubridores algo extra por su apoyo. Si alguno de vosotros ha hecho un crowdfunding me gustaría que me comentaseis cómo os fue y cuál es vuestra opinión sobre este método, Y si alguno tenéis pensado hacer alguno y tenéis dudas, también me gustaría que lo dejarais en los comentarios. Como os digo, en el caso de no poder sacar directamente nosotros una tirada por falta de fondos ─porque hay que reconocer que es muy caro─, creo que es una buena opción, sobre todo para esos autores a los que les gusta mimar cada detalle.

¡Y hasta aquí el post de hoy, cerecitas! Ha sido también largo pero espero que os haya gustado y os ayude a dar el salto al crowdfunding. No os olvidéis de compartir la entrada si os ha gustado y de seguirme en mis redes sociales (estoy en twitter y en facebook). Si os gustaría que hablara de algún tema más sobre autopubicación, consejos para autores, etcétera hacedmelo saber por ahí. ¡Nos vemos en el próximo post!


Autopublicación: Creative Space y KDP

By : Nariel Springfield


¡Hola cerecitas!

Hace tiempo pregunté si os gustaría que hablara de los modos de autopublicación que hay, sobre todo teniendo en cuenta que sacar una tirada en físico de cualquier tipo de obra sale por un buen dineral y que no siempre disponemos de esos medios para poder sacar a la luz nuestras obras. Bien, pues hoy iba a hablaros de varios modos de autopublicación, pero solo con el primero ya me estaba yendo por las ramas y estaba quedando muy largo, así que hoy me centraré en la impresión bajo demanda y, aunque os nombraré otra página que, por lo visto, no va muy mal, voy a centrarme en una página de Amazon de la que otros autores me han hablado muy bien: Create Space. Y sí, chicos, por lo visto también sirve para cómics.

A día de hoy Amazon es el rey en cuanto a distribución de libros ─tanto en físico como ebook─ y por ello tiene una página dedicada únicamente a la autopublicación. Create Space es una plataforma de impresión bajo demanda que Amazon ha puesto a disposición de los autores para que estos puedan distribuir sus obras a través de sus páginas. Esto quiere decir que Amazon imprimirá el libro cada vez que un lector lo compre a través de su tienda online. Sí, es cierto que no es lo mismo tener las cajas y cajas de libros en nuestra casa, pero también es una manera muy económica de poder sacarlo a la venta. De hecho, si por algún casual nosotros quisiéramos llevar nuestra obra a algún evento o tener unos ejemplares en casa para enviarlos firmados, siempre se puede hacer un pedido a la página ─pagando los ejemplares, obviamente─ y los tendremos en casa en unos diez días.

El precio lo podemos fijar nosotros a partir del coste base que Amazon nos impondrá (por la impresión, distribución y el porcentaje que ellos se queden), lo cual quiere decir que nosotros mismos imponemos lo que ganaremos de cada ejemplar vendido. ¡Simple!



¿Qué necesitamos para publicar un libro en Amazon? 

1. Una cuenta en Create Space: Hay que crear una cuenta en su página web. No sirve la cuenta de KDP de ebooks de Amazon, sino que si queréis tenerlo en físico y en ebook, tendréis que tener una cuenta en cada una de las páginas.

2.Los datos básicos del libro: título, autor, categorías, palabras clave para que lo encuentren, etc. Esto no tiene mayor misterio.

3. Un PDF con la cubierta del libro: Create Space no publica con solapas (que a día de hoy está muy de moda), así que a la hora de diseñarla tened esto muy en cuenta. Además, Create Space nos facilita una plantilla para diseñar la cubierta que luego utilizaremos en todas sus plataformas. Cuando pongamos las especificaciones del libro, se nos generará  la plantilla en PDF y PNG, así que yo recomiendo utilizar la plantilla formato PNG que es más fácil de modificar y maquetar ahí nuestras cubiertas.

En cuanto al código de barra, se puede incorporar en el diseño o dejar un espacio para que lo incorpore el sistema de Create Space. En este último caso tendremos que seguir las instrucciones indicadas en esta página para que no se carguen el diseño de la contracubierta o el archivo no pase la etapa de verificación.

4. Un PDF con el interior del libro: También nos proporciona una plantilla para esto, pero si podéis maquetarlo en Indesing es mucho mejor. El acabado será más profesional. Pero bueno, seguro que si habéis maquetado alguna vez, ya sabréis qué cosas hay que tener en cuenta.

Una vez todo hecho, tendremos que subirlo a la página y revisar todo mediante el Interior Reviewer. Esta herramienta nos indicará dónde se encuentran los errores para que podamos corregirlos. Así que antes de mandarlo imprimir, hay que echarle un buen ojo. ¡¡Y listo!!



El ISBN y Create Space

En Create Space tenemos la posibilidad de utilizar el ISB de toda la vida (ese que pedimos, nos dejamos 45€ en él a los que además tenemos que sumar otros 35€ por la la adición de datos ricos) o utilizar su ISBN gratuíto. Suena muy bien, la verdad, pero tiene sus inconvenientes.

Lo bueno que tiene el ISBN de Create Space es que tendrá una distribución extendida; es decir, se venderá también en otras tiendas online además de Amazon. Y la pega es que solo podremos utilizar este ISBN gratuito para vender en libro a través de Amazon y tiendas asociadas. Aquí ya depende un poco de cada autor.

KDP (Kindle Direct Publishing)

La otra plataforma de Amazon para publicar ─en este caso en digital─ es esta. Al igual que con Create Space necesitaremos hacernos una cuenta propia para poder utilizar el servicio. Una vez hecha, la página es bastante intuitiva:

1. Debemos tener el libro bien maquetado (de hecho KDP nos proporciona sus herramientas para tener un buen maquetado en ebook).

2. La portada tiene que estar lista. La podemos haber diseñado ya nosotros mismos y simplemente tendremos que subir la imagen, o podemos diseñarla con su creador de portadas que, al igual que la herramienta de maquetado, es muy fácil de usar.

3. Los datos del libro: título, autor, categorías, palabras clave, etc.

En cuanto al precio pasa lo mismo que con Create Space. Amazon nos podrá su precio base, que es lo que la plataforma se llevará por cada venta online. A partir de ese precio, nosotros podremos añadir lo que queramos llevarnos por venta. Eso sí, no os paséis con el precio porque a día de hoy los ebook están entre los dos y los cuatro euros (a mí cinco ya me parece exagerado), y aunque se gane poco es más sencillo que el ebook se venda a un precio bajo.

Esta plataforma es la que más conozco, pero si queréis mirar algo más sobre impresión bajo demanda he oído hablar bastante bien de Bubok así que os recomiendo que, si queréis comparar, le echéis un ojo a su página o que busquéis recomendaciones de otros autores que hayan probado con esta plataforma. Si alguno lo habéis utilizado, por favor, ¡cuenta tu experiencia!



¡Y hasta aquí el artículo de hoy! Que creo que me ha quedado bastante largo, jajajajaja. No os olvidéis de compartir, de seguir el blog si os gusta y seguirme a mí en las redes sociales. Si tenéis dudas o preguntas, tenéis el cajetín para preguntarme o podéis contactarme en mis redes, que no muerdo, palabrita.

¡Hasta el próximo post, cerecitas!


¡De vuelta de Albanime!

By : Nariel Springfield


¡Hola cerecitas!

Como veis ya estoy de vuelta de Albanime y tengo que decir que ha sido un fin de semana brutal. Se me ha olvidado hacer fotos (porque soy así de pava, la verdad XD), pero cuando saquemos en Inari la crónica podréis ver un montón de ellas. Como os dije en el anterior post, es un evento que me gusta mucho por lo diferente que es a lo que estoy acostumbrada. A todas horas había algo que hacer (entre talleres, charlas, concursos, etc.) y el buen rollo se respiraba por todo el salón. Pero ya os hablé de él en el anterior post, y este está dedicado a aquellos amores a los que pude ver y a los que siempre es un gustazo abrazar. ¡¡A repartir amor!!


En primer lugar, ha sido un placer poder estar en el stand con mis niñas Rikku Hanari, Isaky y Rhunna, tres artistazas como la copa de un pino y unos amores de los que da gusto rodearse. Hablar sobre tonterías y frikadas con vosotras, y sobre todo planear cosas malvadosas ha sido una pasada. Ojalá pudiera veros y achucharos más veces (bueno, aunque a Rikku la veo mucho, pero ya sabéis =P) porque siempre transmitís muy buen rollo y me dais muchas ganas de currar a tope. Gracias por estar ahí, por ser grandes amigas y un enorme apoyo cuando los días parecen más tristes. No sabéis lo que me alegro de haber podido cruzarme con unas personitas tan grandiosas como vosotras, de verdad. ¡No dejéis de molaros!



A mi Yamiyuki Kuroi, porque hablar durante tanto rato con él fue divertidísimo. ¡Que arte tienes, joder! E ibas súper fashion y original vestido de monitora de wiifit. ¡En octubre más cosplay tetas! =P Siempre da gusto ir a un salón y poder reencontrarse con gente así de adorable y maravillosa, la verdad. Gracias por el cariño que me das siempre en twitter y en persona, porque solo por eso merece la pena seguir luchando y saliendo adelante con todo. Como te dije, nunca dejes de escribir y lucha por sacar tus historias a la luz. ¡Algún día estaremos ahí juntos dándolo todo!



También fue un placer poder volver a hablar más calmadamente con Fel y Puka de Xian Nu Studio. Su charla fue divertidísima y muy amena (como siempre, porque da gusto oírlas hablar de lo que hacen y lo que les gusta, y porque se molan un montón). Además, poder sentarnos un ratito con Fel el domingo y cotillear moló mucho, porque rara vez podemos sentarnos a hablar y compartir experiencias. Gracias por las charlas, las risas y vuestro arte, que es una pasada. Como dije, a ver si prontito podemos ver cositas made in channú que ya hace tiempo que nos tenéis en ascuas =P A ver si alguna vez podemos hacerlo con calma y pasar una tarde de risas hablando y jugando al FrisbeeKing! =P



Y como no hablar con Pedro, Manu y Rubén, los chicos de Fandogamia, ha sido estupendo, porque no solo te ríes con ellos, sino que además siempre aprendes algo. Yo siempre lo digo, admiro mucho el curro que hacen y como han ido abriéndose paso poco a poco, creciendo y trayendo cada vez cosas más chulas. ¡Y lo que les queda por hacer! Además, ver a Rubén asustado de los gritos de Manu fue una risa =P Gracias por las charlas y por mostrarme siempre otro punto de vista sobre los eventos y la editoriaes, así se aprende mucho. Gracias por el cariño que siempre me dais y por el buen rollo que transmitís, porque se pega y eso es maravilloso. ¡Hace falta más gente así! En serio, chicos, como siempre un gustazo, ¡sois la polla!



Lo que más me alegró este año, además, fue poder pasar tanto tiempo y tan divertido con Raquel y Jaime. Si es que el mundo ha ido poniéndome gentecilla adorable y muy curranta en mi vida, y ellos son dos de ellos (aunque con Jaime hable de uvas a peras, pero es que es un amor, joder!). Si algo bueno saqué de la carrera, fue conocerla a ella <3 Joe, si es que encima hablando de cosas chulas que podrían hacerse en eventillos, porque saben un montón, y lo petarían muy fuerte. ¡Ojalá podamos compartir más eventos así! Gracias por estar ahí aunque nos veamos poquito, mi niña. Si es que a Raquel la secuestraba y me la llevaba a mi casa.



Y por último,pero no menos importante, fue un gustazo y un honor como siempre poder estar con Alba y con Javi aunque fuera a ratitos. Siempre tenían un minutito para un abrazo y una mini charla, pese a lo ocupadísimos que estaban, y han luchado mucho para que este Albanime fuera inolvidable. ¡¡Que el sábado se agotaron las entradas y todo! Gracias no solo por el trabajo de este fin de semana, no, sino por los meses y meses de trabajo para que este fin de semana fuera posible, por el buen rollo, por las risas, por haberme descubierto un evento como este y por tantas y tantas cosas, de verdad. ¡Espero poder veros en octubre!


Y hasta aquí el amor de hoy, jajajajaa. para la crínica del evento hay que esperar a otro numero de Inari =P Pero que sepáis que en octubre, si no pasa nada, ¡vuelvo! Y cerecitas, en esta semana subo el post que prometí sobre autopublicación ;) ¡¡Hasta el próximo post!!

¡Que nos vamos a Albanime!

By : Nariel Springfield

¡Hola cerecitas!

Sí, sé que os debo un par de post de autopublicación, y os prometo que a la vuelta hago el más importante, palabrita. Pero hoy vengo a deciros que... ¡Me voy a Albanime! Este fin de semana, 16 y 17 de abril, estaré en uno de los eventos que más me gustan —bueno, de manga/anime sí es el que más me gusta— dándo la tabarra a los pobrecitos de la organización, que tienen santa paciencia conmigo, jajajaja. Cada año, desde hace cuatro, voy a este evento invitada por la propia organización para dar charlas o presentar algunas de ellas, y este año no podía ser distinto porque sin Albanime me pongo muy triste. No es coña, es un evento en el que me lo paso estupendamente bien por muchas razones.

Este año, aunque no tengo charla tal cual, estaré pululando por allí en algunas de ellas y echando una manita tanto a la organización en lo que puedan necesitar, como en el stand de Distortion. Os invito a pasaros por él porque estarán tres grandes artistazas vendiendo cositas la mar de monas: Rikku Hanari, Isaky y Rhunna. Será fácil encontrarlas, pero os dejo el plano para que sepáis dónde estarán.



Y os preguntaréis, ¿por qué me gusta Albanime? Pues por muchas razones. Primero que la organización ( ¡Hola Javi, hola Alba! o/ ) se lo curra muchísimo. En Albanime siempre hay cosas que hacer: talleres, charlas, concursos, zonas de juegos de mesa, de videojuegos,... ¡es alucinante! vamos, que aburrirte no te aburres ni un solo instante. ¡Hasta tienen una zona de Matsuri la mar de chula!



También es un evento que se nota que apoya a los autores patrios, no solo porque mantiene el concurso del cartel del evento cada año —cosa que otros eventos han decidido quitar, siendo esta una buena promoción para los autores— sino porque siempre tiene muchos invitados. Este año, ni más ni menos, estarán las chicas de Xian Nu Studio (Bakemono, Corazón de Melón), Javier Bolado (Eríade) y Marta Nael (Lux, Clash of light and color). Y cada año van más y más autores. ¡Una delicia!

Si vais, os recomiendo que no solo asistáis a las charlas, sino que os paséis por las zonas de talleres y actividades para apuntaros a ellas —hay algunas muy interesantes—. Y si nunca habéis ido, ¿a qué estáis esperando?

Os dejo su web y sus redes sociales para que no perdáis detalle.

Web: http://albanime.com/
Twitter: https://twitter.com/Albanime
Facebook: https://www.facebook.com/salonAlbanime/

¡Hasta la semana que viene, cerecitas!
Tag : , ,

Autopublicación: el ISBN y el Depósito Legal

By : Nariel Springfield


¡Hola cerecitas!

Sí, ya sé que dije hace una semana que haría el post y que me he retrasado, pero la Semana Santa se me pasó volando y, sin darme cuenta, ¡ya es miércoles y abril se me echa encima! A veces me da pánico ver cómo pasa el tiempo. Pero tal y como os prometí, hoy vengo de nuevo con una entrada dedicada a todos esos autores ─de poesía, literatura, cómic, etc─ que quieren autopublicarse y no saben qué trámites necesitan hacer, o cómo hacerlos.

Al principio todos escuchamos cosas como ISBN, depósito legal, código de barras, etc, y aunque sabemos más o menos lo que son, no entendemos ni para qué están, ni cómo podemos hacernos con ello. ¿Es algo exclusivo para las editoriales? ¿Cuesta mucho? ¿tenemos que vender nuestra alma al diablo?



Pues hoy voy a intentar resolveros todas vuestras dudas. En primer lugar, y antes de meternos a fondo con el tema, no son trámites obligatorios, pero sí recomendables. Al menos el ISBN y el depósito legal. Del código de barras podemos prescindir si no vamos a vender nuestras obras en una tienda física, ya que el precio, al fin y al cabo, lo fijamos nosotros y no necesitamos tenerlo almacenado en ningún ordenador. Y dicho esto, vamos con los dos trámites más comunes a los que tenemos que enfrentarnos cuando autopublicamos una obra.

EL ISBN

El ISBN  es un identificador único para nuestros libros. Con él, nuestra obra queda registrada en sus listados y todo el mundo podrá encontrar nuestra obra y sus especificaciones. Aunque siempre se ha asociado este número a las editoriales ─de hecho, muchas veces cuando vas a pedir un libro a una librería, te lo piden para encontrarlo antes─, a día de hoy la agencia del ISBN también da números a las autopublicaciones. Y no solo en papel, sino que si autopublicamos una obra en formato digital, también podemos pedirlo para añadirlo a la primera página de nuestra obra.

Hay que tener en cuenta que el ISBN solo es para libros, así que no podremos pedir este número si lo que vamos a publicar son láminas de ilustración, catálogos, publicaciones periódicas, etc. Todo esto viene muy bien explicado en su página, la verdad, y no es muy complicado de hacer. Al principio asusta un poco ─como todo trámite, ya se sabe que la burocracia a veces es un engorro─, pero os aseguro que no es nada complejo.



Lo que tenéis que hacer es ir a su página web. Una vez allí, en el menú de la izquierda, debéis ir a la sección Autores/Editores. Esto es muy importante, porque es donde tendremos que rellenar la solicitud del número y hacer el pago. Si es la primera vez que pedís uno os recomiendo que leáis primero la pestaña de Información, donde detallan muy bien qué cosas no necesitan ISBN y todo lo que hay que adjuntar para pedirlo, que no es más que una fotocopia del DNI si somos persona física, o del NIF en el caso de hacerlo como persona jurídica.

Una vez preparado, como es la primera vez que pedimos un ISB, solo tenemos que ir a la pestaña de Solucitud (en la misma sección Autor/Editor) y ahí hacer clic en "Ir al formulario". Ya os digo que es muy intuitivo. De ese modo se os creará un perfil de autor en la agencia, con vuestros datos, de manera que la próxima vez que pidáis un número de ISBN podréis obviar este paso. Al crear ya el perfil, no necesitaréis presentar de nuevo la copia del DNI porque ya estará en su registro.

El precio del ISBN es de 45€ (95€ si lo queremos urgente en un día) y se puede pagar tanto por Paypal como con tarjeta. Una vez registrados y habiendo hecho el pago, se nos proporcionará el formulario donde tendremos que dar todas las especificaciones de la obra.

¡Et voilá! En unos días tendremos nuestro número de ISBN y podremos dar el siguiente paso: pedir el número de depósito legal.



EL DEPÓSITO LEGAL

Este trámite no es mucho más complicado, pero sí es más engorroso. La misión del depósito legal es recoger ejemplares de las publicaciones para la preservación del patrimonio bibliográfico, sonoro, visual, audiovisual y digital.

Al contrario que con el ISBN, el depósito legal hay que hacerlo en nuestra comunidad de origen, de modo que tendréis que buscar la página correspondiente a vuestra comunidad y allí informaros de dónde debéis hacer el depósito.

La solicitud del número puede hacerse de manera telemática y, al igual que con el ISBN, tendréis que adjuntar una copia del DNI o del NIF y rellenar todos los datos sobre la obra, incluyendo el número de ISBN que previamente habéis pedido. Este trámite no tiene coste alguno. En cuanto tengamos el número, al igual que con el ISBN, lo agregaremos a la primera página de nuestra obra.

Pero esto no es lo único. Una vez lo hayamos recibido, tenemos un plazo de dos meses ─y siempre antes de la salida al mercado de la obra─ para ir a la oficina del depósito legal de nuestra comunidad y hacer entrega de cuatro ejemplares de nuestra obra que se destinarán a diferentes archivos y bibliotecas. El plazo es bastante amplio, así que tampoco hay que hacer la impresión corriendo por si nos pilla el toro, no os preocupéis. Pero sí que, antes del plazo establecido, tendréis que presentar los cuatro ejemplares para su colocación: libros si la publicación es física, y CD en el caso de ser digital.

¡Y listo! Como os dije la cosa asusta mucho más cuando se dice que luego cuando se hace. Siempre que vayáis a autopublicar vuestra obra, haced estos trámites, porque de esta manera nuestras obras quedarán registradas y estarán en las bibliotecas centrales de España.

Espero que el post os haya servido de ayuda. Como siempre, si os ha gustado compartidlo y si tenéis alguna duda dejad comentarios en esta misma entrada y os contestaré encantada. No olvidéis seguirme en mis redes sociales (Twitter y Facebook) y seguid el blog si queréis estar al día de las publicaciones.

¡Hasta la próxima, cerecitas!


Peluches Ayumi, de Nici

By : Nariel Springfield


¡Hola cerecitas!

¡Ha llegado el apocalipsis! ¡El mundo se acaba! ¡Nari escribiendo post dos días seguidos!



Jajajajaja ya sé que siempre lo descuido un poco y que acabo escribiendo de uvas a peras, pero este mes está siendo interesante y me están llegando cositas chulas. Y como siempre, quiero compartirlo con vosotros. Veréis, el año pasado fui al Salón del Manga de Barcelona, como ya sabréis, y como siempre acabé enamorada de los peluches de una empresa llamada Nici. No compré ninguno porque me asusté muchísimo al ver el precio (costaban 15€ los peluches pequeñitos) y me fui de allí con el corazón roto. Bueno, no tanto, pero vosotros ya me entendéis.

Pues hoy me ha llegado un paquete muy especial con... ¡Mis Ayumis de Nici! Resulta que en Frik&Còmics Manacor la dueña los está vendiendo y bastante rebajados, así que como estaba realmente enamorada de ellos, hice un pequeño pedido que me ha llegado hoy.


Como podéis ver, venía todo súper bien empaquetadito. ¡Y me sorprendió el detalle de la bolsita! Resulta que Laura, la dueña, me ha metido una piruleta de regalo y un llaverito de peluche de lo más adorable (al que, por cierto, Leo le ha cogido tanto amor que me lo quiere quitar para jugar con él. ¡Maldito gato adorable!).


El pedido que hice fue bastante grandecito, aprovechando que los tiene a 5€, e incluso compré uno para regalo que, por cierto, me lo mandó envuelto para regalo y todo.


 Ya hablando de los Ayumi, son una preciosidad. Ya os digo que cuando lo vi me enamoré a primera vista de ellos y quise llevarme la colección entera a casa, y encima una vez los tocas y notas lo suavecitos que son, ya no puedes separarte de ellos. Una cosa que me ha sorprendido mucho de estos peluches es que cada uno es único y tiene unos "dones" y una personalidad diferentes. Cada peluche viene con su etiqueta donde podéis leer su nombre y sus personalidades, tanto en inglés como en alemán (la empresa es alemana, de hecho). Yo no pude resistirme y me hice con Love (la rosa), Fun (la verde) y Secret (la negra). Aunque en la página web solo vengan cuatro modelos, creo que a día de hoy ya hay seis. ¡Mirad lo bonitos que son!



Ya os digo, son una preciosidad y de muy buena calidad. Si queréis hacer un regalo a alguien especial, o simplemente queréis tener uno para vosotros, aprovechad que en Frik&Còmics están tan baratitos porque una vez se acaben no tendrá más. Bueno, y no solo tiene peluches de Nici, vaya, que tiene una cantidad de cosas bonitas que no os lo podéis imaginar: merchan de todo tipo, Funko Pop de un montón de series y películas (los de Harry Potter me tienen enamorada, algún día los pillaré!), cajitas de caramelos y, sobre todo, un montón de cómic. Yo le pediría que me mandara a casa la tienda entera, jajajajaja.

La tienda física está en Manacor (Mallorca), pero podéis pedir on-line desde su página de facebook y os lo mandará a casa. También podéis seguir la tienda en su Twitter @frikycomicsmana. Además, si estáis por Mallorca, que sepáis que la tienda se une al día del cómic gratis, así que apuntadlo para pasaros por allí a visitarla.

¡Y por hoy eso es todo! Ahora me voy a disfrutar de mis Ayumi que me están esperando con mucho amor. ¡Hasta la próxima!

Reseña: A silent Voice

By : Nariel Springfield


¡Hola cerecitas!

Hace mucho tiempo ─y creedme cuando digo mucho─ que quiero hacer esta entrada. Tengo que confesar que cuando entré en la página de Milkyway ediciones y vi la portada de A silent voice me enamoré perdidamente y supe que, por alguna razón, tenía que hacerme con ese tomo. No conocía la serie, y tampoco me había leído la sinopsis, pero simplemente me atrapó. no sabría decir cómo ni por qué, pero sí puedo asegurar a día de hoy que mi instinto no me falló: A silent voice es una historia que me ha tenido en vilo y totalmente enamorada desde que el primer tomo tocó mis manos y hasta que cerré las tapas del último hace apenas dos días. Pero no adelantemos acontecimiento y vamos con la sinopsis como siempre.

"<<Shôko Nishimiya... Odiaba tanto a esa chica>>.

La diversión y la aventura son el lema de Shôya Ishida, un chico capaz de cualquier cosa con tal de vencer el aburrimiento. Pero su vida cambiará drásticamente tras conocer a Shôko Nishimiya, una chica sorda que ha sido transferida a su escuela."

A silent voice es una obra de Yoshitoki Oima que se compone de siete tomos. Todos han sido editados por Milkyway y podéis haceros con ellos tanto en las tiendas especializadas y grandes superficies, como en su página web. Aunque yo os recomiendo esta última opción, porque estos chicos son tan majos que te mandan un marcapáginas de la serie con cada tomo y son una pasada.

En esta historia la dulzura se mezcla perfectamente con el drama, creando una historia tan realista que incluso duele en el corazón. La premisa parece sencilla, e incluso ver la portada del primer tomo puede evocarnos la idea de que se trata de una historia con un componente romántico muy fuerte donde los personajes superarán diversas pruebas hasta poder hacer posible su amor. Vale, no es del todo equivocada, pero la historia es mucho más complicada que todo eso, llegando a tratar temas tan duro como el bullying o el suicidio.

Shôko Nishimiya es una chica sorda a la que acaban de transferir, por enésima vez, a una nueva escuela, donde conocerá a Shôya Ishida, un muchacho que busca divertirse y exprimir la diversión de cada día de maneras cada vez más destructivas. Ambos chocan por sus personalidades y enseguida Ishida comienza a hacerle la vida imposible a Shôko, animado los primeros días por sus compañeros de clase. Y no os voy a decir más, porque es algo que tenéis que leer vosotros mismos. La vida da muchas vueltas y los niños ─y los adultos─ llegan a ser realmente crueles con personas que consideran diferentes.

Los personajes, tanto protagonistas como secundarios, son muy reales. Tanto que seguro que en nuestra vida nos hemos cruzado personas parecidas a ellos. Y es esto precisamente lo que consigue borrar la línea que hay entre la ficción y la realidad, porque... ¿quién no ha visto o vivido de cerca un caso de bullyin? ¿Quién no ha querido enmendar, alguna vez, el daño que le ha hecho a otra persona? Como dije al principio, la historia es tan real que incluso, al leerla, duele. Y duele porque nos lleva precisamente a esos momentos tan duros. Y eso, para mí, es algo maravilloso, porque es signo de que te has adentrado en la historia y has empatizado con los personajes.

Yoshitoki Oima, la autora, nos muestra constantemente las luces y sombras de todos los personajes que rodean a nuestros protagonistas, incidiendo sobre todo en estos dos. Inseguridades, miedos y mentes retorcidas se mezclan perfectamente con un grupo de protagonistas que solo intenta salir adelante con sus vidas y que, pese a las sombras que cada uno proyecta, es capaz de matenerse unido en los momentos más complicados. Todo esto aderezado con una historia de superación personal, un toque de romance y amistades que llegan al corazón.



La edición de Milkyway es una pasada. Soy muy tikismikis con esto de la edición, el papel, las portadas, etc. ─y cada vez más, os lo aseguro─ y tengo que reconocer que a mí Milkyway me tiene enamorada. Esas portadillas en mate, con el tacto tan suave que tienen, me encantan. Y los marcapáginas que trae cada tomo de regalo son también impresionantes. Vaya, mi colección está creciendo a un ritmo vertiginoso con ellos. Calidad y precio están muy nivelados en el caso de esta editorial, os lo digo desde ya. Yo le doy mis cinco alpaquitas a esta preciosa historia.



En resumen, tras haber leído por fin la serie completa ─no quería hacer la reseña sin hacerlo─ es una obra que os recomiendo leer. Es diferente a lo que he ido leyendo hasta ahora, una historia mucho más dura, más real, que es capaz de llevarnos de vuelta a nuestra adolescencia. Así que si aún no la habéis leído, ya sabéis lo que tenéis que hacer. Y si lo habéis hecho y queréis dejarme vuestra impresión sobre A silent voice, podéis hacerlo en los comentarios. ¡Estaré encantada de leer vuestras opiniones!

Podéis seguir a Milkiway Ediciones en sus redes sociales (facebook y twitter) y ver todas sus novedades y su plan editorial en su página web. ¡Nos vemos en la próxima entrada!

Consejos editoriales: ¿Qué debe hacer un autor?

By : Nariel Springfield


¡Hola cerecitas!

Sé que os dije que os hablaría también sobre el ISBN y el depósito legal, pero creo que antes de eso, debemos abordar unas cuantas cuestiones acerca de la figura del autor y su trabajo una vez sale su obra al mercado. El post anterior iba dirigido sobre todo a aquellos autores interesados en presentar su manuscrito a una editorial, pero este vale para todos. Sí que debo apuntar que cuando un autor se autopublica, sus tareas se multiplican ¡Vaya, me ha salido un pareado sin haberlo preparado!, pero en este caso hablaremos de la figura del autor como tal, dejando de lado la gestión de la obra y los trámites, que eso va para otro post. Todas estas cosas de las que voy a hablar hoy, son asuntos que he ido escuchando en los últimos años, sobre todo al hablar con editores, con autores y al asistir a varias mesas redondas con ellos, así que creo que son algunos puntos a tener en cuenta.

La figura del autor y la cercanía con los lectores ha cambiado mucho desde la aparición y asentamiento de las redes sociales en internet y, con ello, también el trabajo que se realiza codo con codo con las editoriales. Hace diez años aunque quizá no debería irme tan lejos—, cuando twitter y facebook aún estaban en pañales, la mayor parte del trabajo de promoción de las obras recaía sobre las editoriales. Ahora mismo, en 2016, las cosas son muy distintas y tanto las editoriales como los propios autores debemos adaptarnos a los nuevos tiempos. Y eso es, precisamente, lo que vamos a intentar reflejar en este post.

Presencia en las redes

Parece que no, pero a día de hoy esto es imprescindible. El autor debe ser accesible y las redes sociales nos permiten, precisamente, serlo. No es raro que a un lector le interese nuestra obra y quiera comentarla con nosotros, o que a raíz de una se interese por el resto de historias que podamos ofrecerle. Incluso los blogs de reseñas nos buscarán en twitter y facebook para acercarnos su reseña y para que sus seguidores puedan llegar a nosotros —y fangirlear si les hemos llegado a la patata. Yo suelo hacerlo mucho con los autores que me gustan




Pero tener presencia en las redes no es solo tener una cuenta ahí y dejarla muerta del asco, sino que tiene que tener algo de movimiento. No digo que esteis todo el día hablando en ella, compartiendo hasta lo que coméis —que ese es otro tema que abordaremos después— o que dediquéis horas y horas a nutrir estas redes con vuestras cosas. No, ni mucho menos. Sin embargo sí viene bien hablar un poco en ellas, contestar comentarios e incluso dejar caer que estáis trabajando en algo nuevo. Ir dejando perlitas para nuestros seguidores es una buena manera de mantener su atención o de que, al menos, de vez en cuando echen un ojo a ver si hemos publicado algo nuevo.

Perfiles en redes

Este punto no sabía si ponerlo a no, porque es un tema que depende de cada persona. Al final me he decantado por incluirlo porque creo que es algo en lo que a veces no pensamos y que podría facilitarnos nuestra labor de promoción y que no nos atrevemos a hacer o por vagueza, o por desconocer las herramientas que nos facilitarían la tarea. En  internet creo que es necesario levantar una pequeña barrera entre lo personal y lo profesional. Siempre hay personas que, por leer lo que ponemos en las redes sociales, se creen con derecho a invadir nuestra intimidad. Es lo malo de internet: cuando pones algo, aunque sea en una conversación privada con un amigo, siempre habrá alguien que, sin conocerte, se meterá en la conversación haciéndonos pasar, incluso, un rato incomodo. En otros casos —seguro que os ha pasado algún iluminado salta ante una opinión nuestra, prejuzgándonos en base a lo poco que sabe de nosotros como autores, como si no pudiéramos ser personas. ¡Pues sorpresa! ¡Lo somos!




No quiero decir que no podáis opinar sobre nada siendo autores —¡ni mucho menos!, pero sí que hay algunos temas o cuestiones que, quizá, deberían quedarse para nuestro círculo y evitar así situaciones un tanto peliagudas. Además, no a todos los seguidores les gusta saber cada detalle de nuestra vida y solo quieren saber si sacamos alguna obra, acudimos a algún evento o estamos trabajando en cosas nuevas. Aunque, como digo, aquí ya es dependiendo de cada persona.

Es aquí donde creo que hay que hacer la ruptura. En twitter, si se es muy activo —como en mi caso, por ejemplo, que me encanta compartir chorradas, vídeos de gatitos y soltar burradas a cascoporro— no está de más tener dos cuentas: una personal —incluso privada, con el candadito, para tener aún más intimidad dentro de lo que son las Redes sociales— y una pública donde haremos todo el trabajo de promoción y contacto con los lectores. Sé que es un coñazo y que diréis:

¡Ostras, Nari! ¡¿Dos cuentas de twitter?! ¡Voy a tener que estar cerrando e iniciando sesión cada poco!"




Pues tranquilos que no, porque en este caso, si no lo conocéis, hay una herramienta de twitter bastante sencillita y muy útil que nos permite gestionar —en todos los aspectos— varias cuentas de twitter a la vez. podremos monitorizar nuestra presencia en las redes, programar tweets y un montón de cosas más: Tweetdeck. Se puede descargar como aplicación para el escritorio o utilizar directamente desde nuestro navegador entrando en la página. Yo es la que utilizo para poder llevar tanto mis redes sociales la pública y la privada como la cuenta de Inari. Si queréis empezar a llevar así vuestras redes, os la recomiendo sobre todo al empezar. Y en cuanto al móvil, la propia aplicación de twitter nos permite agregar varias cuentas, así que es bastante sencillo.

¿Y en facebook hay que hacerse también dos perfiles? 



No, para eso facebook es mucho más simple. Es recomendable que, para separar vuestra privacidad con vuestros amigos, conocidos y familiares y la actividad como autor, os hagáis una página, de ese modo no tendréis que aceptar al amistad de gente desconocida, pero estos podrán no solo seguir vuestras actividades sino dejaros comentarios e, igualmente, contactar con vosotros.

Facebook y twitter suelen ser las redes sociales más activas, así que creo que son imprescindibles. Sí que es verdad que cada vez facebook se está poniendo más puñetero en muchos aspectos y se está empezando a dar un poco de lado, pero aun así no está de más tener las dos —sobre todo si, como os he dicho, soléis ser muy activos en ambas redes—. Yo solo uso esas dos, pero es verdad que también podéis moveros por otras redes como Instagram, Google+ o Tumblr entre otras. En mi caso, como se me olvida que las tengo, a penas las actualizo.

Hay otra herramienta muy recomendable —sobre todo para los que queréis tener todo bien controlado— con la que podremos controlar no solo twitter, sino también Google+ y Facebook. Aquí ando un poco a tientas porque aún no la he probado —aunque me da que cuando acabe este post lo haré—, pero siempre me han hablado bien de ella y de lo útil que es: Hootsuite. Si alguno la ha usado y quiere aportar su experiencia con ella para los lectores, podéis dejarlo en los comentarios. ¡Yo lo agradecería mucho!




Promoción de las obras

Y este es el punto más importante de todo el post. A ver, que ´los dos de antes también, no os confundáis, pero ambos nos llevan directamente a este punto. Si recordamos una de las frases del principio, los tiempos han cambiado mucho y, con ello, las labores de promoción. Ahora el autor tiene la posibilidad —y creo que la obligación— de promocionar sus obras por varios motivos:

1. Las editoriales lo hacen, claro que sí —o al menos es su deber—, pero manejan tal número de títulos que no pueden centrarse en lo último. A medida que su catálogo crece, tienen que ir promocionando más y más obras, y no pueden dejar de lado las antiguas en pos de las nuevas: sí es verdad que poco a poco van haciendo menos promoción, pero no por ello dejan de hacerlo. Aunque bueno, las grandes editoriales no darán ni a basto con ello. Por eso es tan importante que nosotros, como autores de nuestras obras, apoyemos en ello a la editorial.

2. Nadie vende nuestro trabajo mejor que nosotros mismos. Conocemos las obras y las amamos, por lo tanto ese cariño con el que hablamos de ellas, esa pasión que destilamos al hacerlo y ese brillo que nos nace en los ojos es lo que les da vida. Las conocemos de cabo a rabo y podemos potenciar sus virtudes para que los lectores más reticentes acaben haciéndose con ellas. Y en las redes sociales los lectores crecen cada día. Y esto no solo va por los autores que publican en editorial, sino que como he dicho, es importante para todos. Incluso aunque vuestra obra esté gratis en internet. Cuando escribimos, lo hacemos para que otros nos lean. ¡Lo importante es ir llegando cada vez a más gente!




3. Porque tenemos la posibilidad no solo de llegar a nuevos lectores a través de nuestras redes, sino a través de otros blogs. Acercarnos a presentarnos a algún blog que trate obras como las nuestras, o a algún medio independiente que nos pueda ayudar con un empujón, siempre es bueno. Al fin y al cabo, gracias a sus noticias e incluso reseñas vamos a conseguir llegar más lejos —aunque solo sea a un par de lectores más—, por lo que es importante que nosotros también nos acerquemos a ellos. Yo estoy en ambos lados con el caso de Inari, y aunque en muchos casos he sido yo la que se ha acercado a los autores para hablar de sus obras o entrevistarles, también sé que debido a la gran cantidad de obras que salen a la semana —sobre todo en literatura— es imposible llegar a todo. 

¿Y qué hay que tener en cuenta cuando promocionamos nuestra obra? Pues también un par de cositas:

1. Postear sobre nuestra obra. Ni mucho, ni muy poco. Muy poco hará que nuestros tweets y publicaciones pasen muy desapercibidos, y muchos a veces pueden resultar cansinos. De hecho, intentar meterle por los ojos, la boca y las orejas —no literalmente, claro, ya me entendéis— nuestra obra a otra persona puede llegar a ser muy incómodo. A mí me llegan en wattpad muchos privados de gente que me pide que lea o compre sus obras, incluso haciendo alusión a que como ellos me leen, yo debo hacerlo. No, chicos, esa no es una buena manera de promocionarse. Es muy incómodo y a veces se acaba cogiendo aversión a esa persona. Lo ideal sería postear una vez por día e ir cambiando las horas a las que lo hacemos —para eso vienen muy bien las herramientas de las que hablé antes—, aunque tampoco pasa nada si lo hacemos tres o cuatro veces por semana. Lo importante es hacerlo.

2. Nunca dejar obras olvidadas. Que hayamos publicado cosas nuevas, si en el mercado siguen estando a la venta las anteriores, hay que hablar de ellas también. Siempre vamos a dar más bombo a lo nuevo por varias razones: es el nuevo bebé, está más pulido, la historia la tenemos más reciente y conectamos mejor con ella, etc. Pero no hay que dejar a las otras en el olvido porque nunca sabemos si a través de una nueva, puedes conocer las anteriores y enamorarse de ellas. ¡Todas son importantes!

3. Si tenemos blog, tener links a nuestras obras. Hoy me han recordado lo importante que es esto. A veces nuestros lectores dan con nosotros por nuestro blog —porque hagamos reseñas, porque compartamos chorradas, etc.—, así que es muy importante tener, al menos, una sección para nuestras obras. Lo bueno de las plantillas de blog, es que siempre tienen barras laterales donde sale nuestra información, el archivo del blog y todo lo que podamos poner, por lo que podemos utilizarlo para destacar nuestras obras o, al menos, las últimas. También está la herramienta de "Agregar página" en nuestro panel de control del blog, así que podemos hacer una página exclusiva, y ponerla en el menú, donde aparezcan nuestras obras con la sinopsis, la portada y el link de compra. Que todo sean facilidades para nuestros lectores.

¡¡Y hasta aquí el post de hoy!! me ha salido super largo, pero creo que son puntos que hay que conocer y tener en cuenta. Como dije al principio, son cosas que he ido comprobando y escuchando de distintos lados y que, tras analizarlo, creo que son necesarios. O, al menos, valorarlos. 

Como siempre, si tenéis dudas, queréis agregar algo o incluso queréis proponer un tema para esta sección —o cualquiera, que sabéis que hablo de todo— no tenéis más que ponerlo en el cajetín de comentarios. Os invito a seguirme en mis redes sociales y a hablar conmigo siempre que queráis. ¡Nos vemos en el próximo post! ¡Hasta luego, cerecitas!



Consejos editoriales: ¿Cómo presentamos nuestro manuscrito?

By : Nariel Springfield


¡Hola cerecitas!

Como lo prometido es deuda, hoy vengo a hablaros sobre los pasos a dar y las cositas a tener en cuenta para presentar un manuscrito a la editorial, así como algunos consejos personales que creo necesarios. Los que me conocéis ya sabréis que soy un poco tikismikis a la hora de presentar las cosas y que presto mucha atención al detalle, y en algunos casos creo que puede ser incluso un punto a favor. ¡Empezamos!

Elección de la editorial

Si has optado, finalmente, por mandar tu manuscrito a una editorial, antes de nada lo mejor que puedes hacer es registrar tu obra en el Registro de la Propiedad Intelectual (que de esto ya hablaré en otro post). Es muy importante que tu obra esté protegida antes de dar el paso.

Una vez hecho esto, viene el largo camino de encontrar editorial. Una opción es buscar un buen agente literario que pueda mover nuestra obra y conseguir que alguna editorial nos dé el visto bueno. Pero este tema es también muy largo (más que nada porque no hay muchos agentes literarios), así que vamos a suponer que nos encontramos solos ante la duda. ¡Qué horror!



Este paso es muy importante, más que nada porque podremos ahorrarnos unos cuantos "noes". Tenemos que hacer un pequeño estudio de las editoriales y buscar una donde nuestra obra podría encajar. Es decir, si mandamos el manuscrito de una novela policíaca a una editorial que solo publica romántica, es obvio que la respuesta va a ser un rotundo no. Lo bueno es que no hace falta que nos tiremos días o incluso meses mirando una por una todas las editoriales habidas y por haber, ya que el Ministerio de Educación y Cultura tiene una herramienta muy útil para estas búsquedas donde podemos seleccionar las editoriales en base a su catálogo.

Una vez lo tengamos, debemos ver si la recepción de manuscritos está abierta o cerrada, porque en el caso de las pequeñas editoriales, como todo el trabajo lo hace el editor, cuando reciben una buena cantidad de manuscritos cierran la recepción. Esto no quiere decir que descartemos enviar la obra aquí, sino que tengamos paciencia y esperemos a que vuelva a abrirla. Podemos guardar la dirección e ir mirando la web de vez en cuando.

De igual modo, tenemos que ver bien el potencial de las editoriales y la calidad de nuestra obra para hacer la elección. Si somos un autor novel, es más difícil que los grandes nombres puedan aceptar nuestro manuscrito sin un buen agente literario. No es imposible, pero sí más difícil, así que a veces es mejor apuntar un poco más abajo e ir subiendo escalones uno a uno.

También hay que tener en cuenta el tipo de obra que tenemos. Si por ejemplo se escapa de lo convencional y de lo que se vende en el mercado, tenemos que encontrar una editorial independiente que se centre precisamente en este tipo de obras más originales y exclusivas. Si por el contrario creemos que es una obra que se adapta bien a lo que funciona hoy en día, podemos tirar por editoriales con más nombre y, sobre todo, dedicadas a la temática de nuestra obra. Hay una gran variedad, así que debemos tomarlo con mucha calma y valora cada posibilidad.



Un pequeño consejo: Si habéis elegido ya editorial y conocéis algún autor que haya publicado con ellos, pedid su opinión para ver cómo trabajan, e incluso investigad por ahí un poco sobre ella. Por desgracia, en este mundillo, hay mucha gente que se aprovecha de los autores noveles. Y recordad que si vais a publicar con una editorial seria, nunca, JAMÁS, os pedirán que pongáis una parte del dinero. Eso sería co-edición, y no es lo que estamos buscando.

Contacta con la editorial

Una vez hemos encontrado la editorial (o editoriales) donde queremos probar suerte con nuestro manuscrito, toca contactar con ellos. En las webs siempre hay un formulario de contacto o una web para la recepción de manuscritos, así que buscaremos bien y tomaremos nota de lo que nos piden. Siempre podemos enviarlo directamente, nada nos lo impide, pero hay que pensar que las editoriales suelen estar saturadas de manuscritos, así que un primer contacto con ellos siempre es bueno.

El primer contacto debe ser un e-mail de presentación, pero no debemos caer en utilizar el mismo para todas las editoriales, porque queda muy frío e impersonal. Podemos buscar el nombre del editor, o incluso preguntárselo a algún escritor que conozcamos y que haya publicado allí para que el trato sea aún más cercano sin perder la seriedad. En este e-mail debemos presentarnos en pocas palabras, preguntar si aceptan manuscritos nuevos y cuál es el procedimiento a la hora de enviarlo, ya que no todas las editoriales siguen el mismo patrón (unas piden el manuscrito completo, otras solo los primeros capítulos, sinopsis, etc.). Con esto le damos a la editorial una imagen de profesionalidad: queremos hacer las cosas bien. Además, si su respuesta es un "no" o directamente no nos contestan, nos ahorramos tiempo de espera.

Si la editorial nos responde con un "si", es el momento de preparar la artillería pesada. Debemos leer bien lo que nos piden para valorar la obra, darle un repaso exhaustivo de nuevo (si el manuscrito es limpio, con pocas faltas y se nota que lo hemos revisado varias veces, es un punto a favor) y empezamos a preparar nuestra carta de presentación.

La carta de presentación

Aquí viene uno de los pasos más importantes. La carta de presentación es, precisamente, la carta para vender nuestra obra y vendernos nosotros mismos. No puede ser muy extensa, al igual que un curriculum, así que es mejor que no sea más de una página.

En esta carta vamos a tener que presentar nuestro trabajo, captar la atención y el interés del editor y convencerle de que nuestra novela es perfecta para su línea. Que es fresca, novedosa y que, por lo tanto, merece que le dedique su tiempo. Como he dicho tiene que ser corta, así que comenzaremos hablando de nuestra obra y resumimos el argumento con sus puntos fuertes (no es una sinopsis, esto hay que tenerlo muy claro). Tiene que ser un pequeño discurso que le haga asimilar la esencia de la obra, que le haga pensar "cuéntame más".



Una vez presentada, tenemos que hablar de nosotros mismos, y pasa exactamente igual: debemos vendernos. Cualquier cuestión que creamos que va a beneficiarnos la utilízaremos: si colaboramos en un blog, si tenemos muchos seguidores y visitas en alguna página literaria, si hemos ganado o quedado finalista en algún certamen, etc. Todo esto hará ver al editor las posibilidades que le reportaría publicar nuestro manuscrito.

Pero ojo, no hay que ser muy poético o "literario" en esta carta, sino que es un tú a tú. Hay que mostrarse serio y profesional y dejar un poco de lado el ego; muchas veces el aire de experto en literatura ahuyenta a los editores y nos crea una mala imagen de cara a otros trabajos. Tampoco debemos mostrarnos demasiado adulador, que de esos hay muchos. Simplemente nos presentaremos, nos venderemos de la mejor manera que podamos y le mostraremos que nuestro trabajo es bueno y nosotros profesionales. Es mejor ser uno mismo, crear la carta desde cero, con nuestras propias palabras y no buscar plantillas predefinidas por ahí. Eso queda frío e impersonal.

Cuando vayamos a enviar la carta, debemos acordarnos de revisar qué nos han pedido para valorar la obra y adjuntarlo todo por separado y bien nombrado. Como he dicho, la atención al detalle en estas cosas es muy importante.

Y creo que no me dejo nada más. Como siempre, si tenéis alguna duda o queréis que dedique un post a algún más solo tenéis que ponérmelo en los comentarios. En adelante, como puse en la encuesta, haré un post dedicado al ISBN y el depósito legal para autoediciones y otro a la protección de nuestras obras. Espero que el post os haya gustado y, sobre todo, que os ayude a la hora de comenzar vuestra andadura literaria. ¡No os olvidéis de seguirme en mis redes sociales!

¡Hasta la próxima, cerecitas mías!

- Copyright © Mundo de cereza - Date A Live - Powered by Blogger - Designed by Johanes Djogan -